Estamos atendiendo a nuestros clientes en línea. Cuéntanos de tu necesidad.

La importancia de trabajar en tu autoestima

Leonidas Castro
Elizabeth Ángel

Sabemos que nuestra forma de pensar influye en nuestros estados emocionales, en nuestra manera de actuar y en general en el sentido de bienestar o malestar que experimentemos. Aún más, entender la influencia del pensamiento nos permitiría responder unas preguntas de gran importancia para nuestra satisfacción en la vida: ¿Quiénes somos?, ¿Qué opinamos de nosotras mismas?

Así como nos formamos una idea del mundo que nos rodea, de las personas y de los acontecimientos y desarrollamos teorías que nos ayudan a predecir lo que ocurre en nuestro entorno y por eso a adaptarnos mejor, tenemos también la tendencia a formarnos teorías de nosotras mismas que tienen una gran influencia sobre nuestra manera de actuar. Si tenemos una mala opinión de alguna persona, podemos tratar de no meternos mucho con ella. Pero si tenemos una mala opinión de nosotras mismas, tenemos que vivir permanente con nosotras. Eso nos puede generar muchos problemas como evitar situaciones en las que nos sentimos que no somos capaces, lo cual forma un círculo vicioso porque reafirma nuestra mala imagen y a la larga nos lleva a aislarnos, vivir irritables y finalmente a amargarnos y a deprimirnos.

“Tenemos también la tendencia a formarnos teorías de nosotras mismas que tienen una gran influencia sobre nuestra manera de actuar”

En efecto, el concepto que tenemos de nosotras mismas puede ser, en gran parte, la causa de muchas de nuestras inseguridades, con¬flictos e insatisfacciones. Probablemente en muchas partes hemos leído y oído sobre la impor¬tancia de tener un concepto realista, adecuado y positivo de nosotras mismas, así como de auto-valorarnos y desarrollar autoconfianza. Sin embargo, es más fácil decirlo que lograrlo. Desafortu¬nadamente, a menudo se considera que unas personas tienen un buen concepto de ellas mismas (¿por suerte?), y otras no, y hay que aceptar las cosas como vienen. Pero como sabemos, el cambio depende de nosotras mismas. Para lograrlo no existen recetas mágicas ni fórmulas infali¬bles. Primero, es necesario comprender con claridad qué es la autoimagen y el auto concepto, qué tienen que ver con la autoestima, y cuál es el proceso a través del cual nos forma¬mos una idea de nosotras mismas. Entendiendo esto podremos identificar cuáles son las fallas concretas en el desarrollo de nuestro auto concepto y cómo podemos corregirlas.

A esto te invitamos en CYAN. Tenemos una propuesta para ti. Consúltanos.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Posts relacionados

Más información

Queremos saber de ti

Productos relacionados